El Volcán: El PRI fracturado

Por  Hassan Hernández.

Un aniversario más del partido en el poder y en el no poder gobernar. La historia política de México en el siglo XX la escribió el PRI hegemónico, totalitario, déspota y corrupto, hoy, en el inicio del siglo XXI, las cosas cambiaron y de aquel titán de la componenda, solo queda el recuerdo.

Sus dirigentes históricos funcionaban al ritmo que les tocara el gobierno, un partido monolítico impenetrable, con sectores muy bien aleccionados para actuar en contra de algo que incomodaba al gobierno y salir avante.

La movilidad política de los integrantes de partido, respondía a los momentos marcados desde los PINOS, nadie movía un dedo sin autorización, o como dijo en su momento el líder de la CTM, Fidel Velázquez: “quien se mueve no sale en la foto”.

La corrupción y la sed de poder, generó un distanciamiento entre las dirigencias del partido y las bases sociales, entre los asuntos públicos y los gobernantes, se sometieron los líderes al incondicional poder de los gobernantes, mediante la cultura del elogio.

El PRI pintó su raya y hoy en día las preferencias ciudadanas no están con ese partido, su popularidad se esfumó, su liderazgo se neutralizó y del 2012 que recuperó el poder, en el 2017 solo se ve transitar la sombra del caudillo.

El sábado 4 de marzo es aniversario del PRI, solo será la celebración por costumbre porque no hay nada que celebrar y mucho de qué ocuparse.

Si en 1929, como en 1938 y en 1946, se reagruparon las fuerzas del partido, hoy habrán de reagruparse gran parte de militantes del PRI, en el PAN y otros en MORENA para esperar el 2018.

Este 4 de marzo, se escuchará en el edificio del PRI las voces del PACTO DE LOS PINOS donde según Salvador García Soto, el Presidente Peña dijo: “Estoy consciente que al PRI no le darán los números, con ningún candidato, para pelear la presidencia”.

El año 2012 marcó el resurgimiento del PRI y el  2018 marcará su derrota.

Acerca del Autor

Publicaciones relacionadas