iPensamos: MÁS PETRÓLEO, MÁS POBREZA 26-Agosto-2013‏

MÁS PETRÓLEO, MÁS POBREZA

El petróleo es una mercancía que se elabora y se vende en el mercado al precio que la demanda determine, su variación es muy usual, en ocasiones el valor del barril no supera los 40 dólares y en otros momentos se dispara hasta los 150 dólares. Además, es una mercancía estratégica en el crecimiento económico por los montos de ingreso que representa para el erario público, y en la estrategia de Seguridad Nacional por la utilidad como materia prima.
El petróleo en México ha generado expectativas fallidas, de gobiernos ilusos que lo han ubicado como El salvador de todos los males.
Recordemos a López Portillo que le aventó a México la puntada de que éramos una potencia media y los mexicanos debían prepararse para administrar la abundancia.
Así, los ingresos petroleros le dan al Gobierno Federal un financiamiento abundante para su gasto público. Imagínese usted que en 9 años es decir, de 1977 al año 2006 México recibió de ingresos por venta de petróleo, 500 mil millones de pesos, de los cuales solo en la Administración de Vicente Fox se recibió el 50% lo cual se traduce en un ingreso de 250 mil millones de pesos.
Donde se fueron esos recursos, porque PEMEX para su capitalización no recibió ni un solo centavo, todo fue dispendio y gasto corriente, mejor vida para pocos y miseria para millones y millones de mexicanos.
Donde está la afirmación de que el PETRÓLEO ES DE LOS MEXICANOS, qué beneficios se obtuvieron de todo ese caudal de millones que se recibieron. Los mexicanos seguimos observando más desempleo, más pobreza, más marginación, más inseguridad y más cinismo de las Autoridades para gritar a los cuatro vientos, PEMEX SEGUIRÁ SIENDO DE LOS MEXICANOS.
Se esconde la realidad, la verdad es otra y se ubica en cumplir los compromisos del FAMOSO TLC (tratado de libre comercio), usted lo recuerda, que se firmó en la Administración de Carlos Salinas, donde actualmente quedan pendientes una serie de Reformas que urge cumplirlas como: La Hacendaria, La Energética, La Financiera, La Reforma del Estado y la Laboral que ya se concretó antes de que culminara la Administración de Felipe Calderón.
Así las cosas, seguiremos escuchando promesas, discursos, ilusiones como cada 6 años, los cuales se traducen en corrupción, inflación, miseria, desempleo y desesperación de millones de mexicanos que cada día ganan menos y pagan más principalmente al Gobierno.
¿y tú, que piensas? 26-Agosto-2013

Acerca del Autor

Publicaciones relacionadas

1 Comentario

Los comentarios están cerrados