Debe Aclarar Jorge Luis, por qué omitió declarar propiedades por $57 millones

preciado

Por Juan Ramón Negrete Jiménez.

El senador con licencia Jorge Luis Preciado Rodríguez, tiene la obligación de aclararle a los colimenses primero por qué ocultó información acerca de su patrimonio, por 57 millones de pesos en bienes inmuebles y también informarle a los colimenses de dónde salieron los recursos para la adquisición de esas propiedades, ya que su sueldo como Senador de la República, según lo declaró es de 100 mil pesos mensuales.

Lo anterior fue dado a conocer por Martín Flores Castañeda, coordinador del grupo parlamentario del PRI en el Congreso del Estado, luego de hacer pública una publicación del periódico Excélsior, que en un reportaje publica que él además candidato del PAN a la gubernatura del estado, ocultó información al momento de hacer pública su declaración.

Entrevistado respecto al debate que se dio desde la tribuna del Congreso local, donde Martín Flores mostró copias del reportaje publicado por Excélsior, dijo que en su declaración el candidato del PAN a la gubernatura solo declaró propiedades a las que les adjudicó un valor de cinco millones de pesos, y el valor comercial de las doce propiedades, según investigación del periódico Excélsior y que el reportero da su nombre, pone su correo electrónico y la fuente de información, que es el Registro Público de la Propiedad, así como los peritajes del valor comercial”.

El priísta calificó de grave este ocultamiento de la información por parte del candidato panista, por 57 millones de pesos de su patrimonio en la declaración que presentó donde se ocultan tres grandes propiedades.

La primera es la adquisición de 330 hectáreas con vocación turística, en Juluapan, en la salida a Minatitlán a bordo de carretera, “esos poco más de tres millones 300 mil de metros cuadrados de tierra, se pueden desarrollar turísticamente y aparte de la vocación turística es de la reserva de la biósfera, lo que viene a ser una reserva ecológica importante del estado.

Martín Flores indicó que la adquisición se hizo pensando a futuro, “entonces falta que nos diga de dónde sacó los trece millones de pesos para comprar en el 2014, esas tres propiedades, o por qué las ocultó, por qué no las dio a conocer en su declaración patrimonial”.

“Declara sus lotes de la comunidad de Montitlán y los sigue declarando como lotes, cuando en realidad ya no son lotes, son un hotel, que es el Castillo, motel, boutique, que consta de tres cabañas y que tiene un valor comercial de 23 millones de pesos, no de 900 mil pesos como él lo declara, tan solo el terreno tiene un valor de 400 pesos por metro cuadrado, porque es zona turística, de descanso y su adquisición representaría poco más de cuatro millones de pesos, más los 19 de la construcción”.

El priísta dijo que también omitió informar sobre el motel que está a la salida a Pascuales, ubicado en el primer kilómetro de la carretera Tecomán-Pascuales, está en un corredor turístico y es motel con 38 habitaciones aún no concluidas, ciertamente, pero con un valor superior a los veinte millones de pesos.

Martín Flores dijo que en este caso se está ante la presunción de varios ilícitos, entre ellos el enriquecimiento, falsedad ante autoridad no judicial y posiblemente peculado, “todos esos hechos deben ser del conocimiento de la autoridad investigadora, porque esta es una nota pública que contiene datos reveladores, donde se consigna la fuente de información, que tiene que ver con que tiene derecho a consultar en el Registro Público como están registrados los bienes inmuebles.

Ante esto el coordinador de los diputados del PRI, dijo que la Procuraduría General de la República debe abrir una indagatoria en contra del candidato del PAN a la gubernatura del estado, ya que definitivamente si las percepciones como Senador ascienden a 100 mil pesos mensuales, entonces de dónde salió el recurso para hacer estas adquisiciones. “Que le aclare a la población si los 57 millones de pesos que omitió declarar en propiedades, las ganó con su salario”.

Por otra parte fustigó a Jorge Luis Preciado, por el hecho de que a lo largo de su vida ha dejado constancia de que no le gusta apegar los actos a derecho, “recordemos que cuando inició con la construcción de su palacio, lo hizo sin licencia de construcción, al igual que el motel de Tecomán”.

El senador con licencia no solo vida en la opacidad y omite declarar sus propiedades, pero además “todo lo hace en la ilegalidad, no paga los impuestos, ni los derechos ni en el Ayuntamiento de Tecomán, ni en el de Cuauhtémoc, como bien lo afirmó la entonces presidenta municipal Indira Vizcaíno, que no pagó licencias de construcción, ni pagó vocacionamiento de suelo, por lo tanto ni siquiera los trabajadores se beneficiaron con la inscripción en el seguro social”, dijo Flores Castañeda.

Acerca del Autor

Publicaciones relacionadas