La Iglesia Protestante ayuda a la gente a que viva mejor, no sólo a que exista

protestantesÁngel Ramírez L.

Ante los momentos difíciles que vivimos, sobre todo en lo económico y de inseguridad la “Casa de Oración, Palabra de Fe”, como Templo Prestante, trata de ayudar a las personas a vivir mejor, porque una cosa es existir y otra vivir, y la mayoría de la gente no sabe vivir, dijo el pastor Rogelio Rivera, junto con la líder Margarita Mercedes Figueroa y al siervo Bernardino Delgadillo Rodríguez..

En una investigación realizada en este templo por reporteros de IPUNTOCOM, ubicado en la calle Doctor Miguel Galindo No. 339, en la colonia del Valle, en Villa de Álvarez, el religioso aclaró que ellos no tienen ningún ritual en la forma de hacer el servicio o culto, pero aclaró que sólo buscan ayudar a las personas a que alcancen la felicidad por medio de la palabra de Dios.

Expuso que en 1985 viajó a Estados Unidos, pero luego de dos años de ejercer el culto regresó a Colima a aportar lo poco que aprendió, y desde el año 2000 es pastor y administrador de los recursos humanos y materiales, apoyando a casi 600 fieles al grupo de la “Casa de Oración, Palabra de Fe, que respeta a otras religiones y grupos pero aquí hay más libertad y convicción por la existencia de Dios.

Los miembros de esta Iglesia Protestante se reúnen los jueves, viernes, sábados y domingos, además de que acuden a las cárceles, a las clínicas y a los centros de adictos para llevarles café y despensas, y agregó que no obstante tener grupos de niños y adolescentes, a los 16 años ya pueden participar en las reuniones generales.

Acerca del Autor

Publicaciones relacionadas