Tarea Política: Una mujer, tres caminos

Por José Luís Santana Ochoa

La panista alcaldesa de Manzanillo, Gabriela Benavides Cobos, pudiera tener hasta tres caminos a seguir para llegar al domingo 1 de julio de 2018:

1.- El que la puede conducir a la reelección en el cargo que ocupa. 2.- El que, acompañada del ex alcalde de Colima y ex diputado federal de mayoría relativa, Leoncio Morán Sánchez, le abriría las puertas del Senado de la República. 3.- El de la diputación federal. Transitaría el primero abanderada por el Partido Acción Nacional; el segundo, por la coalición “Por México al Frente”; y el tercero por el Partido Verde Ecologista de México (PVEM).  En los tres casos, como sucedió con el ex panista y todavía dueño de la franquicia del partido Movimiento Ciudadano, Leoncio Morán Sánchez, la decisión de su destino será tomada en la capital de la República. Si el alto mando panista nacional, léase CEN y virtual candidato presidencial de la coalición  “ PMF”, Ricardo Anaya Cortés, deciden que Gabriela participe como su candidata a presidente municipal de Manzanillo o Senadora de la República, el panismo colimense, como sucedió con la entronización de Leoncio, la aceptará aunque haga algunos gestos.

Si Anaya y Cía. Creen que ella garantiza conservar la capital económica del estado para los colores y siglas de Acción Nacional, la rentabilidad electoral de Gabriela Benavides Cobos y  asegurar dos curules en el Senado de la República para el sexenio 2018/2024, el nombre y fotografía de la abogada porteña aparecerá en las boletas de la próxima elección sin que haya malquerientes panistas locales que se lo impidan ni ‘cerro que se le empine ni cuaco que se le aotre’.  Si arriba y adelante palomearon a Leoncio Morán Sánchez, con mayor razón podrán darle luz verde a Gabriela Benavides Cobos. Si, por el contrario, le cierran con tres candados el portón azul, los electores podrían verla vestida de verde con el tucán tatuado en su pecho.

Los casi 40 mil votos que Gabriela Benavides Cobos obtuvo en aplastante victoria sobre el priista Francisco Zepeda González cuando en 2015 ambos disputaron la presidencia municipal de Manzanillo, son el argumento a considerar tanto para la búsqueda de la reelección como para ir en la fórmula de dos candidatos de “Por México al Frente” al Senado de la República, igual que la diputación federal.  El más interesado en llevarla de compañera es el propio Leoncio Morán Sánchez porque necesita a alguien como ella que en el Segundo Distrito Electoral Federal le aporte los votos que necesita para ganarle la partida a las duplas de las coaliciones “Juntos Haremos Historia” conformada por los partidos Movimiento de Regeneración Nacional, Del Trabajo y Encuentro Social, y la que conforman PRI/PVEM/PANAL.

Vaya Gabriela Benavides Cobos por su relección en la alcaldía porteña o intente llegar al Senado de la República vestida de azul y blanco, meterá en un brete a su, por varios años ya,  aliado político, el ahora verde ecologista candidato cabeza de fórmula al Senado de la República por la coalición que integran los partidos Revolucionario Institucional, Verde Ecologista de México y Nueva Alianza, Virgilio Mendosa Amezcua. El enfrentamiento electoral entre ellos sería sin duda el principal atractivo y animador de la contienda que viene. Ojalá que en aras de motivar al respetable (elector) el mismo se dé. Gabriela vs Virgilio a tres caídas con límite de tiempo.

 

EL ACABO

  • Faltan menos de seis meses para las elecciones del domingo 01/07/2018, y los egos de los jefes de las familias panistas colimenses continúan impidiendo el restablecimiento de la armonía y la concordia internas perdidas en la larga y desgastante disputa de la dirigencia estatal. Si no entran en razón a la voz de ya, pagarán su intransigencia y cerrazón en su próxima cita a las urnas.
  • Excelente análisis de las expectativas electorales en  Colima de la Coalición “Por México al Frente” hizo en su columna “Baúles” del jueves anterior, Ricardo Sánchez Arrequín.
  • La entusiasta participación el miércoles anterior del ejecutivo estatal en los eventos de pre campaña de su candidato a presidente de la República, José Antonio Meade Kuribreña, desde su recepción en Aeropuerto de Buena Vista hasta la reunión con sus huestes priistas en la Hacienda del Carmen, fue a todas luces ilegal e indebida. ¿Y la FEPADE? Bien, gracias, de tapadera como siempre.

Todos y todas felices con la reconciliación entre José Ignacio y José Manuel.

Acerca del Autor

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario