Concierto Político: Colima y Meade Kuribreña

Por Bibiano Moreno Montes de Oca

Al estado de Colima no podría irle mejor con un candidato presidencial del calibre de José Antonio Meade Kuribreña, pues a su buena disposición para apoyar a las entidades de la federación en sus anteriores cargos, principalmente en la Secretaría de Hacienda, se agrega el hecho de la excelente amistad que existe con su colega, el gobernador José Ignacio Nacho Peralta Sánchez.

Así, al resultar el virtual candidato del PRI a la presidencia de la República en los comicios del próximo año, la designación del dos veces ex secretario de Hacienda ha sido bien recibida entre muchos colimenses. Presente en el segundo informe de gobierno de JIPS, al que asistió con la representación presidencial, el hombre mostró el perfil de un político joven con una brillante carrera en el servicio público, destacándose por su sencillez y buen trato con la gente.

Perfilado como un candidato fuerte y con una estructura de gran calado que lo respaldará durante la campaña, Meade Kuribreña no es un político improvisado; egresado de la Universidad de Yale, la misma a la que también asistió su amigo Nacho Peralta, como funcionario público siempre mostró su interés por resolver los problemas de Colima. Además, siempre reconoció el esfuerzo cotidiano de los colimenses, que son los que hacen grande a nuestra entidad.

Así, durante su última visita a Colima, el hoy virtual candidato destacó que, bajo la administración de Nacho Peralta, han sido excelentes el desempeño de la actual administración en dos rubros fundamentales: el manejo de las finanzas estatales y la creación de empleos, lo que hace al nuestro un estado más incluyente, al tiempo que impulsa programas sociales que hagan que los colimenses superen las condiciones de pobreza extrema.

En esa ocasión, en visita oficial el entonces funcionario, el gobernador del estado dijo en referencia a Meade Kuribreña que “sería un extraordinario candidato, pero sobre todo un extraordinario presidente”. Por supuesto, de llegar a ser el titular del Ejecutivo federal, el ex secretario sería benéfico para la entidad, puesto que conoce ampliamente las necesidades que tiene Colima.

Al ser el de Colima uno de los primeros gobernadores en externar públicamente sus simpatías para que el ex secretario de Hacienda se convierta en el primer candidato externo del PRI a la presidencia de la República, para los colimenses  será un gran reto a vencer.

El virtual candidato presidencial priista ha sido cinco veces secretario de Estado en dos gabinetes presidenciales, lo que lo equipara con Plutarco Elías Calles, según lo expresado recientemente por el canciller Luis Videgaray Caso: una vez en el PAN (con Felipe Calderón) y otra en el PRI (con Enrique Peña Nieto). En el sexenio priista fue secretario de Relaciones Exteriores, cargo que dejó para encargarse de la cartera de Sedesol.

En septiembre del 2016 asumió por segunda vez el cargo de secretario de Hacienda, en sustitución de Luis Videgaray, al que renunció este lunes para buscar la candidatura presidencial priista. En el sexenio panista fue secretario de Energía y de Hacienda por primera vez.

A la renuncia al cargo de titular de Hacienda, Meade Kuribreña fue sustituido por su tocayo José Antonio González Anaya, anteriormente director de Pemex; a su vez, la dirección de Petróleos Mexicanos fue cubierta por José Carlos Treviño, ex director corporativo de la misma empresa paraestatal.

Por cierto, había quienes apostaban a que Meade Kuribreña sería nombrado  el gobernador del Banco de México, en sustitución de Agustín Carstens Carstens, pero finalmente ascendió a ese puesto Alejandro Díaz de León Carrillo, que era el segundo de a bordo. Por lo pronto, todas las vacantes ya quedaron cubiertas.

Acerca del Autor

Publicaciones relacionadas